NOTICIAS

Mujeres mendocinas se mostraron empoderadas en la Legislatura de Mendoza

Publicada el 8 marzo, 2019

Fue durante el Conversatorio “Empoderadas: la mujer de hoy” del que participaron mujeres hacedoras, empresarias, estudiosas y apegadas a una vida de mucho trabajo.

Bajo el lema “Empoderadas: la mujer de hoy”, se realizó hoy un conversatorio para abordar temáticas que interpelan a las mujeres en la actualidad, las cuales son identificadas en la comunidad. Se busca de esta manera informar y motivar a las mujeres para que puedan superarse día a día, sintiendo que cada una de ellas puede cambiar el mundo y luchar por la igualdad de género desde su lugar

La actividad fue organizada por la Coordinación de Género y Diversidad de la Legislatura; la asociación civil JCI (Junior Chamber International); la Dirección de Género y Diversidad (Poder Ejecutivo); la Dirección de la Mujer, Género y Diversidad de la SCJ; la Dirección de Enlace Institucional del Ministerio Público Fiscal; la Dirección de Derechos Humanos de la SCJ y el Ministerio Público de la Defensa y Pupilar.

Durante la apertura, la Vicegobernadora Laura Montero habló sobre la importancia de poner en valor a mujeres que han logrado ocupar puestos que antes eran ocupados por hombres: “Ellas han logrado a partir de su lucha, de su perseverancia, de sus conocimientos, de su esfuerzo, llegar a ocupar puestos o desempeñarse en ámbitos que no están a veces naturalizados para las mujeres”. También puso en valor a las mujeres ya que desempeñan múltiples funciones debido a los diferentes roles que desarrollan.

También informó el trabajo conjunto que se realiza entre los tres poderes del Estado: “Nos propusimos trabajar, en un formato de Estado mendocino que está vigente desde 1916 y desde ese entonces sólo tres mujeres han podido ocupar puestos de poder: Aída Kemelmajer en la Corte, yo como Vicegobernadora y Norma Trigo como intendenta”.

Por ello es que explicó que deben profundizarse estos tema pensando en cuántas son las mujeres han tenido la oportunidad de ocupar estos espacios. “Desde el 2003 somos consideradas ciudadanas de pleno derecho, equiparadas a los hombres, dentro del Código Civil y los derechos políticos recién los empezamos a ejercer a partir el 1951”, profundizó. También se refirió a la Ley de Cupo.

Explicó la importancia de que se realice un trabajo conjunto entre los tres poderes del Estado, para asumir el principal problema que existía vinculado a la violencia de género ya que es la consecuencia no deseada de un modelo patriarcal y un modelo machistas que discrimina y que no acepta que hay cambios y que hay que enfrentarlos con nuevos patrones culturales y con unos paradigmas.

En este sentido, Montero explicó que en 2016, 2017 y 2018, fueron organizadas por los tres poderes del Estado tres Asambleas por la Equidad y de la que participaron miembros de organizaciones civiles, cuerpos colegiados, instituciones y ciudadanía en general.

Comentó que de estos encuentros surgieron propuestas  que sirvieron de disparadores para concretar la presentación de tres proyectos de ley que buscan igualar posiciones sociales entre mujeres y hombres.

Montero además convocó a las asistentes a “abrazar” las oportunidades, a asumir los desafíos y a sentirse protagonistas del cambio para lograr cambiar estos paradigmas. También las invitó a conocer todo el trabajo que se ha realizado a través de la página www.generosxlaequidad.gob.ar.

Las protagonistas del día fueron:

Cecilia Argones, primera Comisaria General mujer de la Policía de Mendoza quien contó que a partir de la Ley 4747 que fija el régimen para el personal de la policía de Mendoza no se establecía que las mujeres pudieran ascender a la jerarquía de principal, sólo podían lograr llegar al cargo de subprincipal.

También explicó cómo fue que la convocaron para dirigir la sección de Maipú que se encontraba en la Unidad Regional Cuarta. “Fui la primer mujer oficial en llevar una sección”, profundizó con orgullo. También explicó cómo fue su paso como estudiante de la Tecnicatura en Seguridad Pública.

Vilma Rúpolo, directora de 5 Fiestas de la Vendimia se refirió a los logros individuales y colectivos que siente que tuvo a lo largo de su vida. También brindó su relato en el momento en el que estivo presa durante la última dictadura militar.

Ella fue detenida en 1976 en Mendoza. En un principio, fue llevada a un centro clandestino de detención ubicado en la provincia, y a fines de ese mismo año la trasladaron al penal vidriera de Devoto junto con mil mujeres más. Rúpolo recordó: “En Devoto éramos 930 mujeres en la que veíamos desde Ministras de Economía hasta empleadas domésticas y entre todas nos pusimos de acuerdo para organizábamos que cada una recibiera lo que le correspondía”.

Luego, Silvana Villalobos que es la única mujer en Latinoamérica dirigiendo un equipo de Primera División de hombres contó su experiencia viviendo en un mundo laboral de hombres.

“Mi madre al comienzo no me apoyaba en esta aventura, hoy me acompaña a las canchas y se siente orgullosa por todo lo que he logrado. Es mi referente si con ella pude cambiar su cabeza, como no lo voy a hacer con el resto. Es una profesión que la amo y estamos capacitadas para poder llevar a cabo esta actividad”, comentó la directora técnica.

Villalobos también comentó que fue muy difícil que todos los fines de semana tiene que demostrar sus conocimientos. “Hasta el día de hoy nos ponen a prueba, cuando estaba en Boca de Bermejo se empezaron a dar los resultados y desde hacía 57 años que el club no ascendía a la primera división local. Pudimos lograr un ascenso a la Primera División, ahí vi cómo muchos pudieron reconocer el trabajo realizado”, indicó.

Florencia Aise, diseñadora gráfica será la primera mujer que retrate al gobernador y a la vicegobernadora, obras que están ubicadas en el Salón de los Gobernadores de la Casa de las Leyes.

También explicó que en la historia se conoce poco de pintoras mujeres y las que se conoce es por haber tenido una vida difícil, dura o por haber estado al lado de hombres destacados. Pero se están dando cambios y no es tan visible la diferencia entre hombres y mujeres en el mundo artístico.

Por otro lado, María Emilia Scatolón que es inspectora de Cauce, primera mujer que logró este cargo en el Gran Mendoza y la única en el Río Mendoza hizo un recorrido de cómo pudo llegar a este puesto superando muchos obstáculos que se le fueron presentando en el camino.

“Para ser inspectora tenés que ser propietaria y poseer derecho a riego. Yo vivo en la zona de Lunlunta y en un momento un montón de productores me incentivaron a que me presentara a este puesto. En una primera oportunidad me quise presentar y me dijeron que no me iba a votar a nadie, que no era un ámbito adecuado para nosotras”, señaló.

Posteriormente cuatro años después Scatolón se presentó, buscando el voto productor por productor, hablando con sus mujeres acercándole su propuesta de trabajo. “En esas elecciones logré ganar con un buen porcentaje, después empezar con una ardua tarea. Hasta hoy que es mi tercer mandato me siguen haciendo la guerra, si tomó una decisión tengo que estar muy avalada. No pueden entender que una mujer tenga esta función”, dijo.

Graciela Bertancud, presidenta de la Fundación Tomás Alva Edison indicó: “Amo mucho mi profesión, me encanta la docencia y es desde ese lugar que me siento empoderada a preparar un ciudadano crítico, activo y que se preocupe por el otro”.

Otro de los temas de los que habló Bertancud fue sobre su familia: “Tengo un compañero muy empático, muy a la par y muy buen padre y eso me ha alivianado mucho el camino. Entre los dos estamos trabajando para que mis hijos sean estos hombres que no discrimine, que acompañen y que acepten la diversidad y en eso debemos trabajar para que desde nuestro hogar podamos marcar la diferencia”.

También comentó que como docente trabajan estos temas dentro del aula ya que entienden que la diversidad de género es un tema que hay que poner en discusión y que debe debatirse. Por eso desde las escuelas debemos que romper con estos paradigmas y sumar capacidades colectivas.

Lucía Petenatti que es enóloga y productora de vinos en el este de la provincia lleva adelante su proyecto La Tana Wines junto a una amiga desde hace un año y medio. “Mi primer trabajo fue en una bodega importante a los 19 años, a las chicas nos mandaban al laboratorio. El ámbito no es sencillo para nada desde la Facultad te lo hacen saber. Los puestos de bodega siempre están ocupados por varones, es difícil poder estar a cargo de una bodega siendo mujer”.

Después de 10 años decidió realizar su propia iniciativa. “Es un vino con una imagen feminista, es un homenaje a las mujeres que trabajamos en la industria. Es difícil insertarse en el mercado siendo un pequeño productor. Estamos por un momento de crisis muy grande, no hay plata para levantar la cosecha”, aseveró.

Aymará Samudio directora de Greendemia Academy, primera academia de formación en tecnología con perspectiva de género del interior del país. Esta organización es una célula, hoy en día independiente de la incubadora y consultora. Esta escuela de formación, nace con el objetivo de hacer impacto en la economía insertando a las mujeres laboralmente, pero no en cualquier trabajo, sino en uno de alta calidad técnica, que les permita acceder a buenas condiciones laborales y mejores ingresos.

“Hay muchas iniciativas pero no hay ninguna para insertar a mujeres grandes en la tecnología. Mis chicas como les digo yo han incurrido en otras carreras hasta llegar a esto, hoy tienen la oportunidad de poder instalarse en este mundo. De poder tener un ingreso económico”, reflexionó.

Luego Samudio comentó: “Yo me dije no puede ser que una mujer que quiere formarse, tener libertad económica no tenga un espacio adonde recurrir. En la UTN son 90% los profesores como así también los alumnos. El saber que estas cosas pasan y que una tiene la oportunidad de poder brindar la oportunidad a alguien, ahí decidí que era necesario poder hacer una academia para mujeres”.

Gioconda Locastro, doctora en medicina y especialista en Prevención de Cáncer de cuello uterino comentó que hace sólo 10 o 15 años se han incorporado ginecólogas mujeres, antes el campo era netamente masculino.

La profesional explicó como fue que comenzó a trabajar en cuanto a la detección precoz de cáncer de cuello y cómo tuvo que adaptarse y aprender por los cambios en las tecnologías.